Portada Por países Otros lugares El Consejo de Europa rechaza la legalización de la eutanasia
ConDignidad
Portada | Bibliografía | Agenda | Enlaces | Sugerencias | ConDignidad | Suscripcion | Usuarios | Mapa del sitio
Miércoles, 17 Julio 2019
Temas
En Facebook

Sigue a ConDignidad en facebookPuedes seguir la actividad de ConDignidad en facebook.

El Consejo de Europa rechaza la legalización de la eutanasia PDF Imprimir E-mail

(ABC, 28 de abril de 2005). La Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa rechazó -por 128 votos en contra- una resolución que abogaba por analizar «de manera objetiva» las experiencias belga y holandesa de legalización de eutanasia bajo condiciones estrictas. El informe también proponía medidas como la promoción de los cuidados paliativos para enfermos terminales aun cuando «puedan contribuir a acortar la vida».

El texto, redactado por el parlamentario liberal suizo Dick Marty, solicitaba a los Estados que tomaran medidas para impedir la práctica de eutanasias clandestinas. Así, solicitaba la creación de «verdaderas políticas de asistencia para enfermos terminales que no lleven a que se quiera poner fin a su vida», pero también la puesta en marcha de códigos éticos para evitar «tratamientos superfluos que puedan suponer una prolongación de la vida con exceso de celo». Con todo, el parlamentario señaló que no proponía la eutanasia activa, pero sí el análisis objetivo de algunos casos de eutanasia legal: la propuesta de una política global para enfermos terminales, empezando por promover los cuidados paliativos con el fin de «aliviar el sufrimiento del enfermo y siendo conscientes de que en ciertos casos pueden contribuir a acortar su vida».

Derecho del paciente

La resolución propuesta por Marty partía del derecho del paciente a estar informado sobre su estado, sobre las terapias que se le podían aplicar y sus riesgos, y pedía que se reconociera «el derecho del enfermo capaz de rechazar, con pleno conocimiento de causa, las terapias que se le ofrezcan». Asimismo, apostaba por crear políticas de prevención del suicidio, fomentar los testamentos vitales, definir con claridad las responsabilidades de los médicos y crear instancias legales a las que puedan dirigirse los enfermos, su familia o sus representantes legales.

«No hacer nada es peligroso. Es un hecho que la eutanasia es practicada de una manera o de otra muy frecuentemente en toda Europa. Es en esas zonas grises, donde no hay normas claras, donde surge el riesgo de abuso», señaló Marty, quien abogó por «evitar la puesta en marcha de terapias inútiles que caigan en el ensañamiento terapéutico» Tras un largo y crudo debate el informe fue rechazado incluso por algunos parlamentarios que, en un principio, apoyaban la resolución por considerar que las numerosas enmiendas introducidas por sectores conservadores habían desnaturalizado su contenido.

 
Relacionados