Portada Noticias 2005 Todos los hospitales tendrán médicos especialistas en cuidados paliativos
ConDignidad
Portada | Bibliografía | Agenda | Enlaces | Sugerencias | ConDignidad | Suscripcion | Usuarios | Mapa del sitio
Martes, 18 Junio 2019
Temas
En Facebook

Sigue a ConDignidad en facebookPuedes seguir la actividad de ConDignidad en facebook.

Todos los hospitales tendrán médicos especialistas en cuidados paliativos PDF Imprimir E-mail

(El País, 10 de junio de 2005). La mayoría de los 30.000 enfermos terminales que mueren al año en la región quieren hacerlo en casa y sin dolor ni angustia. Pero los recursos de la Consejería de Sanidad sólo prestaron cuidados paliativos en 2004 a la mitad de ellos y apenas 5.110 fueron atendidos por médicos especialistas.

Así lo admite Sanidad en el nuevo Plan Integral de Cuidados Paliativos 2005-2008, que será presentado la próxima semana. El plan creará dos unidades hospitalarias específicas, equipos de médicos especialistas en todos los hospitales públicos de referencia y cinco equipos para atender a los enferms en sus casas.
El objetivo del plan es paliar la falta de recursos destinados a enfermos terminales y acabar con las desigualdades existentes entre las 11 áreas sanitarias de la región. Será presentado el próximo miércoles por el consejero Manuel Lamela y las organizaciones médicas que han participado en su redacción. La mejora del modelo de cuidados paliativos, incluida en el programa electoral del PP en los últimos comicios regionales, llega después del llamado caso Leganés, que ha puesto de manifiesto que la atención al enfermo terminal es "una de las grandes asignaturas pendientes de la sanidad pública", coinciden en señalar fuentes de Sanidad y de las organizaciones de médicos.

"Madrid acumula un retraso de varios años respecto a las comunidades más avanzadas, como Cataluña", explica un alto cargo de esta consejería. "Es mejorable en algunos puntos y hemos pedido a Sanidad que los corrija, pero en general es un buen plan, racional y que aporta recursos muy necesarios", añade Magdalena Sánchez, de la Asociación Madrileña de Cuidados Paliativos.

Las mitad de las 50 páginas del borrador del plan analizan la situación actual de la red de cuidados paliativos. Las conclusiones no son muy halagüeñas. La región cuenta con 13 equipos de médicos especialistas que atienden a los enfermos terminales en sus domicilios, pero sólo seis están financiados por el Gobierno regional. Los otros siete los paga la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), según explica Teresa González, coordinadora de cuidados paliativos de la AECC. Esta organización destina 800.000 euros al año a estos equipos, que sí reciben el apoyo logístico (locales, comunicaciones...) de Sanidad.

Sin embargo, más de un millón de habitantes de la región (entre ellos, los de Getafe, Fuenlabrada, Leganés, Torrejón de Ardoz y Alcalá de Henares) vive en áreas sanitarias sin equipos de atención domiciliaria, en las que son los médicos de familia los que atienden a los enfermos terminales.

Gregorio Marañón
La situación no es mucho mejor en cuanto a recursos hospitalarios. Sólo un gran hospital, el Gregorio Marañón, tiene una unidad de cuidados paliativos. Otros dos centros, la Princesa y el Severo Ochoa de Leganés, tienen médicos especialistas y camas específicas, cuatro y seis, respectivamente.

Ninguno de los otros ocho grandes hospitales de referencia cuenta con recursos específicos y son los médicos de otras áreas (medicina interna, oncología, anestesiología...) los que asumen la atención de los pacientes terminales. Sanidad cuenta, además, con tres hospitales con camas para enfermos de media y larga estancia, con 54 camas en total, y tres conciertos con clínicas privadas, con otras 90 camas.

El plan elaborado por Sanidad dotará a las 11 áreas sanitarias de la región con recursos específicos de cuidados paliativos, tanto en el hospital como a domicilio.

Por ello serán creados antes de fin de año cinco equipos que atiendan a los enfermos en sus hogares.Éstos tendrán su base en Alcalá de Henares, en el hospital Puerta de Hierro, en Móstoles o Alcorcón, en Fuenlabrada o Leganés y en Getafe. Además, cuatro de los seis equipos existentes (los que tienen su base en el Gregorio Marañón, en el Ramón y Cajal, en el Clínico y en el Doce de Octubre) sumarán en 2006 un tercer médico y enfermero a los dos actuales.

La Asociacion Madrileña de Cuidados Paliativos ha pedido a Sanidad que incorpore un psicólogo a cada uno de estos equipos porque "los cuidados paliativos deben atender al enfermo y a su familia en las circunstancias especiales a las que deben hacer frente". Sanidad no lo tiene previsto por el momento, pese a admitir en su informe que "los efectos de la situación del paciente terminal trascienden al propio enfermo, afectando a todo el núcleo familiar".

El plan también prevé crear una red formada por todos los hospitales públicos para atender al paciente terminal, según sus necesidades. Esta red tendrá tres niveles. El primero estará formado por tres hospitales equipados con unidades de cuidados paliativos de agudos (UCPA), que atenderán a enfermos cuya esperanza de vida no supere los 18 días y que requieran un tratamiento de "alta complejidad". Las UCPA contarán con médicos y enfermeros especialistas y también con psicólogos y trabajadores sociales.

Uno de estos tres hospitales será el Gregorio Marañón, que ya cuenta con una unidad de este tipo con 27 camas. De las dos UCPA restantes, que tendrán 15 camas cada una y serán abiertas en 2007, una estará situada en la zona noroeste (hospitales Clínico, La Paz o Puerta de Hierro) y otro en la zona sur. Aunque Sanidad aún no ha decidido su ubicación, los primeros informes técnicos se inclinan porque las dos UCPA estén situadas en los hospitales Doce de Octubre y Clínico.

El segundo nivel estará formado por los tres hospitales de media y larga estancia (Guadarrama, Virgen de la Poveda y Fuenfría), que atenderán a enfermos con una esperanza de vida superior 18 días y cuyo "entorno familiar imposibilite la atención en sus domicilios". Estos centros también contarán con trabajadores sociales y psicólogos.

Por último, Sanidad quiere que todos los hospitales de referencia cuenten con un equipo de soporte hospitalario (ESH) formado por médicos especialistas, que no tendrán camas propias, pero sí consultas externas. Su misión será coordinar al equipo de atención domiciliaria de la zona con el resto de servicios del hospital, a los que apoyarán en la atención de enfermos terminales. Los ESH serán creados a lo largo de 2006.

 
Relacionados